Rinoplastia

La rinoplastia puede reducir o incrementar el tamaño de su nariz, cambiar la forma de la punta de la nariz o del puente, mejorar la abertura de los orificios nasales o cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior. También puede corregir un defecto de nacimiento o una lesión, o ayudar a mejorar problemas de la respiración. Con respecto a la cicatrización, cuando se realiza una por la parte interior de la nariz no hay ningún tipo de cicatrización visible; cuando se usa la técnica "abierta," o cuando el procedimiento requiere del estrechamiento de los orificios nasales, generalmente no son visibles las pequeñas cicatrices que se forman en la base de la nariz. Durante la consulta inicial, se le preguntará qué apariencia desea que su nariz tenga, se evaluará la estructura tanto de su nariz como su cara y se hablará con usted de las posibilidades. También se explicará los factores que pueden influir el procedimiento y los resultados. Estos factores incluyen la estructura de los cartílagos y huesos de su nariz, la forma de su cara, el grosor de su piel, su edad y sus expectativas, también le explicará las técnicas y anestesia que utilizará.



< Regresar a Cirugia Plástica >



Diseño web profesional en Cordoba